Zeus, protector de suplicantes, concédenos tu mirada favorable.







Nuestra nave partió desde las bocas del Nilo, el de la fina arena.

Comentarios

  1. Con ese cielo azul,los dioses les quieren, estoy segura de ello...

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Alejandra Pizarnik/ Yo sólo vine a ver el jardìn donde alguien moría por culpa de algo que no pasó o de alguien que no vino.

Olga Orozco: en el fondo de todo jardín hay un jardín. Ahí está tu jardín, Talita cumi.